Otra vez rugbiers: Dos detenidos por herir a un joven

Dos rugbiers se entregaron a las autoridades, acusados de golpear a un joven hasta dejarlo inconsciente

31 diciembre, 2020

Por: Ramiro Digier

Este jueves, dos rugbiers fueron detenidos en Claromecó, provincia de Buenos Aires, acusados de haber atacado a golpes a un joven estudiante. El hecho ocurrió hace ya cuatro días, el pasado 27 de diciembre. La víctima sufrió fracturas en el rostro y heridas en un ojo, en el marco de una fiesta clandestina.

Según le confirmaron fuentes policiales y judiciales a la agencia Télam, los arrestos tuvieron lugar cuando los acusados, identificados por las fuentes como los hermanos mellizos Felipe y Lucio Cozzi, de 31 años, se entregaron junto a un abogado en la seccional de Tres Arroyos, situada en Pringles 66, de esa ciudad de la que son oriundos.

Acto seguido, quedaron a disposición de la Justicia. Las autoridades los buscaban como sospechosos del ataque cometido el pasado domingo contra Felipe Di Francesco, un joven estudiante de abogacía también nacido en Tres Arroyos.

Al cabo del evento y cuando los hermanos Di Francesco recogían unas botellas y residuos que habían quedado desparramados por el lugar, se generó una discusión con los hermanos rugbiers en el marco de la cual el joven estudiante Felipe fue atacado a golpes de puño y patadas hasta quedar herido de gravedad y sin conocimiento en el suelo.

image.png
Dos rugbiers se entregaron a las autoridades, acusados de golpear a un joven hasta dejarlo inconsciente

Dos rugbiers se entregaron a las autoridades, acusados de golpear a un joven hasta dejarlo inconsciente

Los rugbiers se dieron a la fuga, dejando a Di Francesco tirado en el suelo. Finalmente, fue trasladado hasta un hospital por su hermano, que después denunció el hecho. En diálogo con radio Colonia, el padre del joven herido, Guillermo Di Francesco, dijo que su hijo ya se encuentra en su casa, aunque “duerme prácticamente sentado porque tiene todos los huesos de la nariz rotos”, a raíz de lo cual será operado la semana que viene en Buenos Aires.

“Eso es de asesino, es una palabra que suena tan horrible…pero lo que hicieron con Felipe fue una barbaridad, no sé si por borrachos o por qué lo hicieron”, calificó el padre del joven.

Según contó el hombre, el joven estudiante Felipe y su hermano mayor, Ramiro, fueron en camioneta desde Tres Arroyos, donde viven, hasta Claromecó para ir a una fiesta en una playa. Terminada la fiesta, ambos se dispusieron a juntar las botellas que habían quedado tiradas. En ese momento aparecieron los rugbiers, que “de maldad” las comenzaron a tirar al fuego, por lo que se originó una discusión con el mayor de los hermanos, en la que intervino para mediar Felipe.

Pero poco después, cuando ambos pares de hermanos volvieron a cruzarse se generó una ataque contra el menor de los Di Francesco, quien fue herido a golpes en el rostro y que derivaron en la fractura de su nariz, la pérdida de cuatro dientes y lesiones en un ojo, detallaron las fuentes.


Temas

estudiante
joven
rugbiers

Te puede interesar