Mundo |

Coronavirus y violencia: En México los médicos son agredidos verbal y físicamente

Mientras esperaba mi transporte, dos sujetos en moto me tiraron un huevo en el uniforme''

11 abril, 2020

Por: Sonia Carrera

Los efectos de la pandemia son preocupantes, a nivel económico y político se generaron varias complicaciones que llevaron a la búsqueda de distintas medidas para solventar la situación, pero en el aspecto social, sorprendió las reacciones de algunas personas que se volvieron agresivas contra un factor tan importante como los es el personal médico.

Médicos y enfermeras de México son víctimas de hostigamiento y agresiones por parte de los ciudadanos. Personal sanitario de distintas locaciones denunciaron que sufren constantemente amenazas, llegando al punto de tener que pedir solidaridad a  sus propios vecinos.

El Hospital Civil de Guadalajara debió recurrir a un pedido insólito: les solicitaron a sus enfermeras que no use el uniforme ya qu el transporte público se negaba a llevarlas y las personas las agredían.

Hugo López Gatell, subsecretario de Salud manifestó: “Habían sido casos, se podría decir aislados, pero todos ellos son indignantes, son lamentables, y lo que muestran es un fenómeno que es natural, pero de ninguna manera justificable, que consiste en que el miedo produce reacciones irracionales, produce reacciones que no tienen ningún sentido, ningún fundamento”.

Por otra parte, Edith Mujica Chávez, presidenta de la Comisión Interinstitucional de Enfermeras del Estado de Jalisco, denunció violencia física y verbal contra las enfermeras: “Sabemos que todos estamos en posibilidad de riesgo en material de salud pública, pero nunca se debe de tolerar la violencia, aunque estemos asustados por el contagio del coronavirus” y agregó “Debemos mantener la salud mental y compartir información para que sepan que en enfermería no somos enemigos de la sociedad”.

En tanto, Rafael Ramírez, un enfermero de Mérida publicó en su cuenta de Facebook un suceso muy indignante: “Mientras esperaba mi transporte, dos sujetos en moto me tiraron un huevo en el uniforme. Pensé que esta clase de cosas no pasaban en nuestra ciudad, me sentí impotente al no poder hacer nada mientras ellos se retiraban a carcajadas” y reflexionó:  “Somos los que en estos momentos estamos haciéndole frente a esta contingencia y me pregunto si es esta la forma en la que nos alientan para seguir trabajando”.

 

Fuente: El Financiero.


Temas


Te puede interesar